Cocker Spaniel Americano - Razas de perros | Mascotas

Publicado por tiadoc | 1 septiembre 2011

Cocker Spaniel Americano

Cocker Spaniel Americano

El Cocker Spaniel Americano (en inglés, American Cocker Spaniel) es una raza de perro de Estados Unidos, originada a partir de los Cocker Spaniel traídos desde Gran Bretaña alrededor de 1800. Desde los años 1930, la variedad estadounidense llegó a ser tan diferente de la británica que se la consideró, oficialmente, una raza distinta en 1946.

La denominación Cocker se sostiene comúnmente que proviene del hecho que la raza era usada en la caza de woodcock (becada: Ave limícola del tamaño de una perdiz) en Inglaterra, pero posteriormente se utilizó para buscar una gran variedad de aves.

En Estados Unidos la raza es reconocida oficialmente por el American Kennel Club (AKC) como “Cocker Spaniel”. Fuera de Estados Unidos, se le designa como Cocker Spaniel Americano o Cocker Americano, pues la raza fue creada a partir del Cocker Spaniel Inglés.

El 20 de junio de 1936 un grupo de fanáticos del Cocker Spaniel Inglés se reunieron en la casa de E. Shippen, cerca de Bryn Mawr, Pensilvania y formaron un club especial para los Cocker Spaniel ingleses, llamado el “Club del Cocker Spaniel Inglés de Estados Unidos” (English Cocker Spaniel Club of America o ECSCA). Con posterioridad a dicha reunión, el AKC reconoció la variedad “inglesa” y la gente comenzó a importar a los Estados Unidos Cocker criados en Inglaterra con más frecuencia.

Hacia 1938, 24 Cocker habían terminado sus campeonatos de la categoría inglesa, pero seis de ellos eran Cocker criados en Estados Unidos, y solamente uno de éstos tenía un antecesor nacido en Inglaterra en las primeras cinco generaciones de su pedigrí. El sistema de puntuación les permitía obtener una ventaja al ser presentados en la categoría inglesa.

Ese mismo año, la junta directiva de la ECSCA se reunió en las Granjas Giralda (Giralda Farms), en Madison, Nueva Jersey, y Geraldine Dodge presentó la moción para que, a los dueños de perros Cocker Spaniel Inglés, como política y requisito para ser miembros de la ECSCA, no se les permitiera criar perras del tipo estadounidense (americano). Allí también se resolvió objetar la exhibición de la variedad estadounidense en la categoría inglesa y se definió como Cocker Spaniel Inglés al “perro o perra de la raza Cocker Spaniel cuyo pedigrí se puede remontar en todas las líneas a perros o perras que fueron registrados en el Kennel Club inglés (o elegible para exportación) en o antes del 1 de enero de 1930”.

La popularidad de la variedad estadounidense afloró durante los años 40 y los fanáticos de los Cocker Spaniel Inglés se dieron cuenta que necesitaban un libro de registro propio, que reconociera al Cocker Spaniel Inglés como una raza separada. Dodge inició los trabajos para identificar los pedigríes hacia el exterior, no sólo en los Estados Unidos sino también en Inglaterra y Canadá. El proyecto fue realizado por Josephine Z. Rine, un curador de arte y antiguo editor de “Popular Dogs”.

Cumplida la tarea, Dodge comenzó entonces el proceso con el AKC y en junio de 1946, el Cocker Spaniel Inglés fue reconocido oficialmente por el AKC como raza diferente del Cocker Spaniel Americano.

El Cocker Spaniel Americano ha sido una raza muy popular desde los años 40, ocupando el más alto lugar en número en los registros del AKC, desde 1940 a 1952. La raza declinó un poco en popularidad, aunque aumentó el número de registros entre 1984 a 1990. Desde entonces, su popularidad se ha ido reduciendo, de modo tal que el 2003 ocupaba el lugar 14º en los registros del AKC y el 15º en el 2004.

La popularidad del Cocker Spaniel Americano produjo un aumento de la reproducción en forma irresponsable, en un intento por responder a la demanda. Los resultados han incluido comportamiento temeroso o agresivo en algunos ejemplares. Los criadores responsables han trabajado diligentemente para eliminar estas características negativas, mientras que intentan educar al público en relación a la crianza responsable.

Aunque originalmente era un perro de caza, el Cocker Spaniel Americano ahora cumple el rol de un animal doméstico o de perro de exhibición y, a diferencia del Cocker Spaniel Inglés, raramente se le ve cazando. De todos modos, existentes ciertas variantes que se crían para el trabajo en terreno, y un pequeño movimiento trabaja para preservar las habilidades de caza de esta raza.
El Cocker Spaniel Americano es una raza de orejas caídas, por ello se recomienda mantener el pelo cortado de ambos lados del oído, pues ello ayuda a reducir el riesgo de las infecciones del oído por bacterias, lesiones o parásitos.

Los Cocker Spaniel Americano hembras pesan en promedio de 9 a 12 kg y tienen un talla de 34 a 36 cm, mientras los machos pesan de 10 a 13 kg y miden de 37 a 39 cm.

Su pelaje es de textura sedosa y plano o ligeramente ondulado. Corto y fino sobre la cabeza y en el resto del cuerpo de longitud media, con abundante subpelo. Tienen flecos en las orejas, pecho, abdomen y en la parte posterior de las extremidades…

Los Cocker se dividen en tres variedades estándar de color:

 

Negro:incluye negros sólidos y negro con marcas de color fuego en las extremidades. El negro debe ser azabache, aunque es posible que tenga algunos pocos pelos blancos sobre el pecho y la garganta.ASCOB o Any Solid Color Other than Black: es decir, cualquier color sólido con excepción del negro.

Unicolor: incluye desde el color crema al rojo oscuro.

Varios colores (Pluricolores): dos o tres colores unidos bien definidos, dentro de los cuales uno es el blanco.

Marcas de color fuego: estas pueden variar desde el crema claro al rojo oscuro y deben cubrir no más de 10% del cuerpo del animal, de la siguiente manera:

  • Una pequeña mancha redonda encima de los ojos, por ejemplo.
  • Bajo el rabo.
  • Marcas sobre los costados del hocico y sobre las mejillas.
  • Eventualmente sobre el pecho.
  • Parte inferior de las orejas.
  • Sobre las cuatro patas.

Los Cocker Spaniel Americano son susceptibles de padecer diversas enfermedades, particularmente infecciones que afectan sus oídos y, en algunos casos, sus ojos. Consecuentemente, pueden requerir más atención médica que otras razas.

Los problemas comunes del ojo en los Cocker Spaniel Americano incluyen la atrofia retiniana progresiva, el glaucoma, y las cataratas. El AKC recomienda exámenes anuales del ojo por parte de un oftalmólogo veterinario para todos los perros usados para reproducción. Las enfermedades autoinmunes que puede presentar esta raza incluyen la anemia hemolítica autoinmune e inflamaciones del oído. Menos comunes son las luxaciones de rótula y la displasia de cadera.

Los Cocker Spaniel Americano son típicamente perros juguetones, confiados e inteligentes. Tienden a ser perros “suaves”, que no son compatibles con un entrenamiento áspero o rudo.

Su temperamento ideal es feliz e inquieto, sin timidez.

Cocker Spaniel Americano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Miembros

raton

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies